Pan de escanda y pesto de kale


Este pan de pesto de kale es un acierto seguro en cualquier celebración, empiezas a cortar y no puedes parar de comerlo. Combina bien con cualquier aperitivo o plato que prepares y sorprenderás a todos con un pan diferente y que parece súper complicado de preparar ¡Pero es facilísimo!

La harina que uso de escanda la compro en Los Molinos de la Veiga, harinas que me tienen completamente enamorada y que mantienen la cáscara del grano (donde están todos los nutrientes y propiedades del cereal). Si tenéis ocasión de comprar estas harinas ¡No lo dudéis! Ya no váis a querer otras.

PAN DE PESTO DE KALE

INGREDIENTES:

PREFERMENTO (LA NOCHE ANTERIOR):

300 g. de harina de escanda.

180 g. de agua tibia.

2 g. de levadura fresca o 1 g. de levadura seca de panadería.

MASA:

Prefermento.

525 g. de harina de escanda.

265 g. de agua tibia.

20 g. de levadura fresca o 6 g. de levadura seca de panadería.

12 g. de sal.

RELLENO:

Receta de pesto de kale.

PREPARACIÓN:

La noche antes, mezcla los ingredientes del prefermento en un bol amplio con una cuchara y amásalo hasta que esté bien mezclado. Haz una bola con la masa, tapa el bol con film y guárdalo en la nevera toda la noche.

Al día siguiente, corta en trozos grandes la masa del prefermento y pon los trozos en el bol donde lo habías guardado, echa el resto de ingredientes de la masa y mézclalo todo bien (disuelve antes la levadura fresca en el agua tibia).

Vuelca la masa sobre la encimera y amasa durante 10 minutos, hasta que la masa esté lista y suave. Cuando ya esté bien amasada, pon la masa sobre el bol y déjala reposar 20 minutos.

Estira la masa formando un rectángulo grande. Extiende con ayuda de una cuchara el pesto por toda la superficie del pan.

Cuando esté todo bien cubierto, enrolla de arriba abajo formando un rulo con la masa. Dale un corte con un cuchillo bien afilado de izquierda a derecha por el centro del rulo sin llegar hasta el final del borde derecho y pasa el rulo a la bandeja del horno, sobre una lámina de papel para hornear.

Haz una trenza con los dos cabos resultantes de cortar la masa. Mete un poco los bordes sobre sí mismos y deja levar 1 hora sobre la bandeja del horno tapado con un paño hasta que aumente y se hinche (depende del calor que haga en casa, si hace mucho calor con media hora igual es suficiente).

Mientras tanto, precalienta el horno a 250ºC. Hornea durante 25-30 minutos a 220ºC.

Ponlo a enfriar por completo sobre una rejilla.

ACLARACIONES:

  • La harina que uso de escanda es la de Los Molinos de la Veiga. Es espectacular y el pan adquiere un olor y un sabor absolutamente delicioso, sabe al pan de toda la vida con un montón de matices, sabores profundos ¡Es maravillosa!
  • Este pan es perfecto para llevar a cualquier celebración. Puedes dejarlo preparado el día antes y cuando haya enfriado, envolverlo en un paño de algodón y guardarlo en un sitio fresco.
  • Si no encuentras harina de escanda, usa harina de fuerza integral o harina de fuerza normal.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *