Tarta de compota de manzana


Tarta de compota de manzana fácil

Mi amiga Isa me regala cuando las recogen unas mazanas de su huerta que están impresionantes. Con ellas, me encanta preparar esta tarta. Es muy fácil, muy sana y a tope de fruta.

La guardo en la nevera y cuando llego de trabajar, después de comer, me como un buen trozo bien frío y casi, casi ¡Puedo tocar el cielo!

TARTA DE COMPOTA DE MANZANA

INGREDIENTES:

6 manzanas (4 para la compota y 2 para decorar)

3-4 cucharadas de azúcar.

1 cucharadita de canela o 1 rama de canela

1/2 vaso de agua (para cubrir lo justo las manzanas y que no se peguen a la pota).

Un chorrín de ron.

1 lámina de masa quebrada  (si tienes tiempo, casera).

PREPARACIÓN:

THERMOMIX:

Corta las 4 manzanas para la compota en cuartos y descorazónalas.

Añádelas al vaso de la Thermomix, junto al azúcar, la canela, el agua y el ron. Cuece durante 30-35 minutos, 110ºC, velocidad 2. Tritura a velocidad 5 hasta conseguir la textura que desees.

Deja enfriar la compota. Cuando esté ya casi fría, pela las manzanas para decorar y córtalas en láminas. Precalienta el horno a 200ºC.

En un molde redondo desmontable pon la lámina de masa quebrada, adaptándola bien al molde. Cubre con papel de hornear y encima de ésta, unas legumbres secas o unas bolas para hornear. Hornea durante 10-12 minutos. Pasado el tiempo, retira el papel de horno y hornea otros 5 minutos más. Saca del horno.

Reserva tres-cuatro cucharadas de compota. Cubre la base de masa quebrada horneada con el resto de compota de manzana. Sobre la compota pon las láminas de manzana, píntalas con la compota reservada con ayuda de un pincel de silicona y hornea durante 20-25 minutos a 180ºC, hasta que las láminas de manzanas estén blanditas.

A MANO:

Corta las manzanas en cuartos y descorazónalas.

Pon en una cazuela las 4 manzanas para la compota en trozos grandes, el azúcar, la canela y el agua. Cuece durante 30-35 minutos, a fuego bajo hasta que la manzana esté bien blandita. Tritura hasta conseguir la textura que desees (a mí me gusta muy triturada).

Deja enfriar la compota. Cuando esté ya casi fría, pela las dos manzanas para decorar y córtalas en láminas. Precalienta el horno a 200ºC.

En un molde redondo desmontable, pon la lámina de masa quebrada, adaptándola bien al molde. Cubre con papel de hornear y encima de ésta pon unas legumbres secas o unas bolas para hornear. Hornea durante 10-12 minutos. Pasado el tiempo, retira el papel de horno y las legumbres y hornea otros 5 minutos más (al descubierto). Saca del horno.

Reserva tres-cuatro cucharadas de compota. Cubre la base de masa quebrada horneada con una buena capa de compota de manzana. Sobre la compota, pon las láminas de manzana, píntalas con la compota reservada con ayuda de un pincel de silicona y hornea durante 20-25 minutos a 180ºC, hasta que las láminas de manzanas estén blanditas.

ACLARACIONES:

  • Yo no pelo la manzana para hacer la compota, sólo descorazono las manzanas y les quito el rabito.
  • Hay muchísima diferencia de la masa quebrada comprada a la casera. La masa quebrada casera se hace en un minuto y merece la pena hacerla, una vez que la haces por primera vez en casa ya no la vuelves a comprar nunca más. Te dejo por aquí el enlace a la receta que siempre hago.
  • La mayoría de mis recetas de repostería y postres están justas de azúcar.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *