Cebolla encurtida

Una receta facilísima que va fenomenal en muchísimos platos y que dura muchísimo tiempo en la nevera. Va fenomenal en ensaladas, tacos, ceviche, tartar. A medida que pasan los días, cada vez está más dulzona y blandita. 

CEBOLLA ENCURTIDA

INGREDIENTES:

3 cebollas moradas.

1 limón.

Vinagre de manzana.

Agua.

Granos de pimienta de colores.

Laurel. 

Sal. 

PREPARACIÓN:

Lava bien los tarros de cristal con tapa hermética y esterilízalos en agua hirviendo. Deja secar por completo. 

Pela y corta las cebollas en juliana. Pon toda la cebolla en un bol, añade una pizca generosa de sal, el zumo de ½ limón (si es grande, si es pequeño añade todo el zumo) y masajea bien toda la cebolla.

Deja reposar entre 30 minutos y una hora. 

Añade la misma proporción de agua que de vinagre de manzana hasta cubrir la mezcla.

Llena los tarros y cubre la cebolla por completo con el líquido del vinagre más agua. Añade unos granos de pimienta y una hoja de laurel a cada tarro.

Deja reposar en la nevera al menos 6 horas. Se conserva en la nevera, dura varias semanas en perfecto estado. Cuanto más tiempo la dejes, más blanda y dulce estará.

Compártelo!


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.